coaching-personal

E

n las sesiones el coach planteará una serie de preguntas abiertas al coachee para que éste tome conciencia, clarifique sus ideas y reencuadre sus puntos de vista si lo desea. La base del coaching son las preguntas, el diálogo. Por ello es fundamental que exista sinceridad y confianza por ambas partes.
 
 
Las primeras sesiones son  EXPLORATORIAS  y tienen como finalidad la definición y concreción del objetivo por parte del coachee sobre el cual se va a trabajar; y conocer cuál es la realidad actual en la que se mueve. Estas sesiones son cruciales para la buena marcha del proceso, pues en ellas el coach guiará al cliente mediante una serie de preguntas hacia la  REFLEXIÓN Y TOMA DE CONCIENCIA  acerca del tema de interés.

En las siguientes sesiones, el coachee, con la ayuda del coach, establecerá un  PLAN DE ACCIÓN  que le permitirá recorrer el camino con éxito hasta alcanzar su objetivo. En esta fase la clave está en el  COMPROMISO y RESPONSABILIDAD  del cliente en relación con su meta y su proceso de cambio y desarrollo personal.

Durante las sesiones el coach también utilizará a medida que estime necesario, una serie de herramientas y recursos como tests, cuestionarios, evaluaciones, formularios… para hacer tomar conciencia al cliente. Antes de la primera sesión se le suele pedir que rellene un cuestionario exhaustivo acerca de sí mismo, que devolverá al coach antes de la sesión exploratoria.